Cómo usar una estufa de pellets

Cómo usar una estufa de pellets

Las estufas de pellets, pequeños aparatos independientes que comprimen el combustible para producir fuego, son dispositivos de calefacción prácticos y bellamente rústicos que son más eficientes que la mayoría de las estufas o chimeneas de leña. Aunque necesitan electricidad para funcionar, pueden conectarse a fuentes de energía de reserva, como baterías especializadas.

Estas estufas canalizan los pellets de madera, su fuente de combustible especial, desde un compartimento de almacenamiento hasta su caldera de combustión con un sistema eléctrico similar a un tornillo. El calor creado por el fuego en la estufa se canaliza a través de tubos hacia la habitación circundante mediante un ventilador de convección, que impulsa el calor sin enfriarlo ni apagar el fuego. El compartimento inferior de una estufa de pellets se llama cajón de cenizas, que es donde reside el hollín después de producirse.

Consejos para usar una estufa de pellets

Recomendamos estos dispositivos convenientes y seguros para una calefacción eficiente. Las estufas de pellets son seguras y fáciles de usar para cualquier persona. Aquí están nuestras recomendaciones para el uso exitoso de estos encantadores y cálidos aparatos:

  • En primer lugar, necesita el combustible adecuado. Estas estufas no están construidas para tolerar troncos de madera, sino que se alimentan de astillas de madera, serrín, papel e incluso materiales de abono. El manual del usuario debería recomendar el mejor tipo de combustible para su aparato.
  • Una ventilación adecuada es la clave para evitar un desastre. Las instrucciones del fabricante o un instalador experto pueden aconsejarle sobre cómo deben sellarse las costuras de las tuberías de la estufa. Normalmente, se recomienda el sellado con cemento.
  • Tenga en cuenta que los códigos de construcción de algunos municipios también contemplan la construcción de estufas de pellets.
  • Asegúrese de vaciar el cajón de las cenizas cuando esté lleno. La ceniza sobrante que queda puede alterar el funcionamiento de la estufa.
  • No se siente a menos de 1,5 metros de la estufa. Produce un potente calor que puede quemarle. Recuerde que ciertas sustancias inflamables, como el alcohol y algunas prendas de vestir, pueden incendiarse si están demasiado cerca de una fuente de calor.
  • Consulte con un vendedor experto sobre sus necesidades de calefacción y el estilo ideal de su estufa, en función del diseño de su casa. Las estufas de pellets son increíblemente versátiles, y seguro que hay un modelo adecuado para usted y su familia.
  • Encienda y apague siempre la estufa con el mando o botón indicado. Nunca la desenchufe ni apague el fuego usted mismo. De nuevo, las instrucciones del fabricante le indicarán cómo encender y apagar la estufa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *